Sentenciado de por vida por matar a niña de 7 años pero sin evidencia física.

2016/04/13

8 de abril de 2015

Takuya_Katsumata

El viernes un hombre fue condenado a cadena perpetua por el asesinato de una niña de 7 años, en la prefectura de Tochigi en el año 2005, un caso que se centra en confesiones dudosas en lugar de evidencia física.

      El fallo para Takuya Katsumata de 33 años de edad hecho por un panel de jueces y legos en el Tribunal de Distrito de Utsunomiya fue en el mismo sentido que las demandas de los fiscales.

      Sin embargo, dado el fracaso de la policía de Tochigi para recuperar el arma del crimen, la credibilidad de las confesiones de Katsumata [presuntamente obtenidas bajo coacción] se convirtieron en el principal punto de discusión cuando su juicio comenzó a finales de febrero.

      De acuerdo con la acusación, Katsumata apuñaló a Yuki Yoshida hasta matarla el día 2 de diciembre de 2005, un día después de secuestrarla cuando se dirigía de la escuela a su casa en Imaichi prefectura de Tochigi.

      Fue detenido bajo sospecha de asesinato en junio de 2014, pero se declaró no culpable en mayo de 2015. La defensa alegó que Katsumata fue maltratado durante su detención y que si bien dio declaraciones contradictorias durante el interrogatorio, finalmente estableció en su declaración no ser culpable.

      Los fiscales dijeron que una confesión grabada en vídeo muestra a Katsumata describiendo el asesinato con gestos de forma concreta y realista.

      Sin embargo, el abogado defensor cuestiona su credibilidad, teniendo en cuenta que el tiempo que dijo que mató a la niña no coincide con el momento de su muerte según se deduce de los contenidos de su estómago. La defensa también dijo que la policía lo obligo a cambiar ciertos detalles de sus declaraciones anteriores durante la fase inicial de investigación.

      La defensa de Katsumata también afirmó que fue objeto de violencia durante la detención y se le dijo que su castigo se reduciría si admitía ser culpable.

      La familia de la víctima exigió una sentencia de por vida.

"Nuestra pena por la pérdida de una vida irreemplazable no puede sanar. Ni podemos permitir que el responsable huya de su pecado a través de la pena de muerte "

      dijeron en una declaración leída en el juicio.

 

La nota original la puedes encontrar AQUI [en ingles].


Caperucita Roja.

2016/04/08

Cap_01

La niña bonita, la que no lo sea,
mucho miedo, mucho, al lobo le tenga,
que a veces es joven de buena presencia,
de palabras dulces, de grandes promesas,
tan pronto olvidadas como fueron hechas.